Bayern Munich venció por 2 a 1 al Sevilla y se quedó con la Supercopa de Europa

539

El conjunto alemán se impuso en el duelo de campeones continentales gracias a los goles de Leon Goretzka y Javi Martínez . Lucas Ocampos, de penal, marcó el del Sevilla.

El Bayern Munich ganó la Supercopa de Europa luego de imponerse por 2 a 1 ante el Sevilla en un emocionante encuentro, que debió definirse en el tiempo suplementario luego de que en los 90 minutos terminaran igualados 1 a 1. El duelo tuvo lugar en el estadio Puskas Arenas de Budapest y marcó lo que fue el regreso del público a los estadios en en partidos de la UEFA, algo que no estaba permitido por la difícil situación sanitaria por la pandemia del coronavirus.

null

El conjunto español se puso en ventaja de la mano del argentino Lucas Ocampos, quien se hizo cargo de un penal y a los 13 minutos del primer tiempo abrió el marcador. Sin embargo, el campeón de la Champions League mostró credenciales y, con mucho trabajo, dio vuelta la historia.

Leon Goretzka fue el encargado de marcar el gol del empate, cuando se jugaban 34 minutos de la etapa inicial. En el complemento no lograron sacarse diferencia y el tanto de la victoria llegó recién a los 13 minutos del primer tiempo suplementario: Javi Martínez cabeceó solo y venció la meta del arquero Yassine Bounou.

Si bien por momento pudo nivelar el encuentro, el Sevilla nunca logró imponerse a un Bayern que tuvo que luchar más de lo esperado para levantar esta nueva copa frente a los 15.000 hinchas que ocuparon un lugar en las gradas de un Puskas Arena con capacidad para 68.000 espectadores.

Entre los gritos de los fanáticos, los dos equipos salieron a llevarse la Supercopa de Europa, aunque el partido tendría que ir hasta la prórroga.

Con los minutos pesando en las piernas, el Bayern se mostró más dominante en los 30 minutos extras, en los que apareció Javi Martínez, un jugador poco habitual para dar la victoria a su equipo.

El español, que puede haber disputado su último partido con el Bayern, había entrado en el campo en el 98 por Goretzka y apenas cinco minutos después aprovechó un mal despeje del meta Bono para marcar de cabeza (103).

El Bayern se lleva así su segunda Supercopa tras la que había ganado en 2013 frente al Chelsea en los penales (5-4), en la que ya marcado también Martínez, aunque en aquella ocasión para poner el 2-2 y forzar los penales.