Alberto Fernández le apuntó a Mauricio Macri: “Estamos vacunando a los argentinos, mientras otros se levantan de la cama y hacen Zoom”

El mandatario encabezó el acto de asunción de la presidencia del Partido Justicialista nacional.

En el acto de asunción del Partido Justicialista, Alberto Fernández apuntó contra el ex presidente Mauricio Macri

Alberto Fernández asumió este lunes la presidencia del Consejo del Partido Justicialista (PJ), el sello con más historia de los que componen el Frente de Todos. El acto de asunción se realizó en el club Defensores de Belgrano, en el barrio porteño de Núñez.

El discurso tuvo como tres ejes centrales: la reivindicación de la historia peronista, las críticas al expresidente Mauricio Macri y una defensa de la alianza política con Cristina Kirchner, que lo puso a él mismo en la Presidencia de la Nación.

Fernández habló en medio de las críticas por las demoras en la campaña de vacunación contra el coronavirus y, por otro lado, atravesado por versiones de peleas internas con la vicepresidenta. Asimismo, ocurre días después de la presentación del libro de Mauricio Macri, un evento que se convirtió en un acto de regreso del ex mandatario a la política activa.

Precisamente, en el tramo más fuerte su discurso, el Presidente le apuntó al jefe del PRO: “En unidad estamos vacunando a todos los argentinos, mientras los otros se levantan de la cama, hacen Zoom y nos critican…”.

Fue una referencia a la nota de color que Macri dio este lunes en la reunión virtual de los referentes de Juntos por el Cambio. El ex presidente se conectó al Zoom desde su habitación, sin percatarse de que Juliana Awada salía de fondo, en camisón y revisando su celular.

Alberto Fernandez asumió la presidencia del Consejo Partido Justicialista.

Fernández agregó sobre Macri y la publicación de su libro Primer Tiempo: “Y escriben libros donde no son capaces de admitir ni cercanamente el desastre que han cometido“.

En ese sentido, Fernández reivindicó la alianza política con Cristina que lo llevó a la presidencia: “No heredamos la mejor Argentina, sino una Argentina muy dañada, en terapia intensiva, y en terapia terminó contagiándose el Covid. Tuvimos un acto inteligente que es unirnos”, aseguró.

El Presidente entroncó todo su discurso sobre la base de la historia del 17 de octubre de 1945 con un fuerte tono de reivindicación de Juan Domingo Perón y a Eva Duarte, “Evita”.

“La discusión del Braden o Perón es un discusión que persiste, y es cómo distribuimos los ingresos, qué parte queda en manos de los que trabajan y cuál de los que arriesgan como empresarios”, dijo AF.

Desde esa línea de análisis, para Fernández el golpe de 1976 produjo el “más cruel proceso de desindustrialización que Argentina haya recordado y vivido”, mientras que “todo el esfuerzo del peronismo se perdió en sos años”. 

Por eso, el mandatario aseguró que su política actual se basa en el desarrollo industrial y la opuso a la de Juntos por el Cambio: “Los que ganaron en 2015 empezaron a decir que éramos el supermercado del mundo y el desarrollo industrial”, dijo.

Finalmente, Fernández pidió a la juventud peronista “salir a militar con más fuerza que nunca” y concluyó: “Nada hay más moderno que el peronismo”.

Desde el lugar, y en medio de versiones de peleas entre Alberto Fernández y Cristina Kirchner, Santiago Cafiero había adelantado minutos antes del discurso: “El Presidente va a seguir con su política de buscar cada vez más la unión en la diversidad”.

El jefe de Gabinete, asimismo, dijo que Fernández hará del Partido Justicialista “el eje ordenador”. 

Luego de casi cinco años de presidencia del diputado nacional José Luis Gioja y la intervención judicial en 2018, ahora será el turno de Fernández.

El Presidente cumple de este modo con una tradición peronista no escrita que marca que cuando el justicialismo está en el Gobierno, el presidente de la Nación es el jefe partidario.

En el acto de asunción, el Presidente estuvo acompañado por todos los sectores del peronismo que consensuaron la lista denominada “Unidad y Federalismo”, que representa a los distintos espacios dentro del movimiento justicialista, incluidas agrupaciones como La Cámpora, que había quedado afuera del PJ en 2016.

Bajo la premisa de “unidad en la diversidad”, el Consejo del PJ nacional estará integrado por la vicepresidenta 1°, la diputada nacional Cristina Álvarez Rodríguez; vicepresidente 2°, el gobernador bonaerense, Axel Kicillof; vicepresidenta 3°, la vicegobernadora de Chaco, Analía Rach Quiroga; vicepresidente 4°, el gobernador de Tucumán, Juan Manzur; la vicepresidente 5°, la diputada nacional Lucía Corpacci; cumpliendo con la ley de Paridad de Género.

Alberto Fernandez asumió la presidencia del consejo Partido Justicialista. Foto Marcelo Carroll.

También acompañaron a Alberto Fernández en el PJ los ministros Santiago Cafiero (Gabinete); Eduardo de Pedro (Interior) y Agustín Rossi (Defensa); los secretarios Julio Vitobello (General), Fernando Navarro (Relaciones Parlamentarias) y Guillermo Olivieri (Culto); y la titular de Anses, Fernanda Raverta.

Forman parte de esta nueva conducción los sindicalistas Héctor Daer (Sanidad), Pablo Moyano (Camioneros), Antonio Caló (UOM), Víctor Santa María (Suterh), Ricardo Pignanelli (Smata) y Hugo Yasky (CTA).

Además de Kicillof y Manzur, los gobernadores peronistas que acompañarán a Fernández como consejeros en la conducción partidaria son Sergio Ziliotto (La Pampa), Sergio Uñac (San Juan), Ricardo Quintela (La Rioja), Gustavo Bordet (Entre Ríos), Omar Perotti (Santa Fe), Alicia Kirchner (Santa Cruz) y la vicegobernadora bonaerense Verónica Magario.