Ninguno de los servicios de la plataforma tecnológica se podrá usar en los móviles que aún no se hayan actualizado.

Los dispositivos que probablemente se verán afectados por este cambio serán los que hayan salido hace más de 10 años (Foto: Archivo)

Al parecer Google ya no permitirá usar ninguna cuenta en estos aparatos a finales de este año.

Google estaría cortando completamente el soporte a las versiones más antiguas de Android, más específicamente a la actualización 2.3.7, mejor conocida como Gingerbread. Esto significa que la compañía ya no estará al tanto de problemas o errores que pueda presentar esa versión en particular del sistema operativo.

Sin embargo, lo que ha sorprendido a muchos ha sido el hecho de que hayan anunciado oficialmente que tengan actualizaciones bastante antiguas. Lo que esta decisión representa para los usuarios es que todos los servicios que requieran de una cuenta de Google activa se verán obsoletos e inservibles.

En un comunicado oficial, un vocero de la compañía explicó que la decisión se toma como una medida de protección de privacidad y que hace “parte de nuestros esfuerzos continuos para mantener seguros a nuestros usuarios”.

También se explicó que la forma en que se notará el cambio será con la llegada de errores de nombre de usuario o contraseña cuando se intente acceder a alguno de los servicios de Google como GmailYouTube o Google Maps. Por estas razones recomiendan actualizar los dispositivos en la medida de lo posible para que no pierdan acceso a las diversas herramientas.

Todas las versiones que se verán afectadas por este cambio será aquellas por debajo de la Android 2.3.7, por lo tanto, los dispositivos que tengan el sistema operativo actualizado hasta su versión 3.0 estarán libres de problema, pero aún así es recomendable estar al día para evitar una situación similar en el futuro próximo.

Esta es la primera vez que Google ha hecho algo por el estilo, en ocasiones anteriores la actualización de sistema operativo no se daba a causa de una decisión de la empresa, sino simplemente  para seguir funcionando, lo que a su vez llevó a más de uno a aceptar las actualizaciones sin más frenos.

La versión de Android 2.3.7 o Gingerbread ya cuenta con diez años desde su lanzamiento original y casi la misma cantidad de actualizaciones definitivas en comparación a la actual. Esta decisión curiosamente encaja con el lanzamiento este mismo año del Android 12, también conocido como Snow Cone, el cual se espera oficialmente para este mes de agosto.

Entre las novedades que se espera que lleguen con el Android 12 hay varias mejoras de rendimiento enfocadas a los celulares más recientes, junto al que podría considerarse el rediseño más grande del sistema operativo a la fecha el cual ha optado por una mayor presencia de colores pastel y un estilo visual minimalista.

Si bien, muchos dispositivos móviles actualmente cuentan con actualizaciones más recientes que la Android 2.3.7, es posible que aún varios se vean afectados, por lo que se recomienda conseguir las nuevas versiones o cambiar ya de smartphone pues en cuanto se efectúe el cambio esos aparatos ya serán virtualmente obsoletos.

La desaparición de Google y sus cuentas en los dispositivos más antiguos de sistema operativo Android se pronostica para la próxima fecha el 27 de septiembre de este año, aproximadamente un mes después de la esperada llegada del Android 12.