Respetando los protocolos de bioseguridad, con alcohol sanitizante y entrega de barbijos descartables para los participantes, se comenzó primeramente con las charlas educativas sobre el correcto uso del espacio público, diagramando distintos grupos divididos en burbujas sanitarias de 6 niños cada uno. Luego se entregó la licencia de conducir simbólica para que apliquen los conocimientos en la pista vial.

Por su parte, cerca de 300 adultos también fueron partícipes de las actividades, dado que la escuelita cuenta con una pista de simulación de alteración por sustancias y alcohol al conducir, en las cuales los concurrentes mediante la utilización de gafas especiales, simulan la distorsión en la capacidad visual y motriz, donde además deben sortear obstáculos simulando la conducción bajo el efecto de drogas o alcohol y de esta manera se busca generar conciencia.


Recordemos que la Escuelita Vial tiene programado para el segundo semestre del año actividades en las localidades de Gualjaina, Paso del Sapo, Paso de Indios, El Hoyo y Corcovado, entre otras.
El calendario estará sujeto a los protocolos sanitarios por Covid 19 que cada localidad establezca.