Lo admitió Noelia Domenez Fernández delegada del gremio de la salud en Chubut en torno al conflicto que mantiene el sindicato con sus pares, quienes ya acercaron posiciones con el gobierno de la provincia._

El Sindicato de la Salud Pública (Sisap) ratificó las medidas de fuerza que implementará la semana próxima que incluye 120 horas de paro total, del 6 al 10 de septiembre.

Es “por el pedido que llevamos adelante, respecto a la recomposición salarial”, según afirmó la secretaria gremial, Noelia Domenez Fernández.

Sin embargo desde el propio gremio admiten que se han “quedado solos”, al frente del reclamo ya que el resto de los sindicatos del sector sanitario alcanzó distintos acuerdos con el gobierno de la provincia, que constantemente fomenta el diálogo ante las demandas de los distintos gremios.

En tanto, el Ministro de Salud de la provincia, Fabián Puratich, denunció que recibió amenazas en su celular personal que vendrían de integrantes del SISAP, por lo que argumentó que más allá de ser un reclamo justo, se toman medidas violentas particularmente en contra de su persona.

“Es muy difícil dialogar con el gremio cuando te tratan de sorete. Cuando llego a mi oficina y leo ‘Puratich sorete’, tratándome de forro. Me amenazan. Esto claramente es personal, y es político. El reclamo es justo, pero esto es violencia”, explicó Puratich.

“El reclamo es justo, pero la forma del reclamo no.

Son 40 trabajadores que se manifiestan de forma violenta. Tienen problemas con el Ministerio pero también con los otros 5 gremios”, en alusión al conflicto que mantiene el SISAP a nivel sindical.

Por último, en diálogo con la 100.1 el funcionario aclaró que “No están hace 19 meses congelados los salarios. El último aumento se cobró en diciembre del año pasado. Cuando quieran lo mostramos, los papeles están. Sino parece una discusión de sordos”, concluyó.