La caída de la capital afgana se concretó a tan solo casi dos semanas de conquistas sucesivas de la mayoría de las 34 capitales provinciales y coincidió con la fase final de la retirada de las tropas extranjeras del país

Este miércoles se cumple un mes desde que los talibanes tomaron el control de Kabul tras una fulgurante campaña militar, y desde entonces han dado forma a un Gobierno interino compuesto únicamente por fundamentalistas que busca sortear la crisis humanitaria e imponer su rígida visión del islam.

Estos son los cinco hitos de su ascensión al poder.

1. LOS TALIBANES ENTRAN SIN RESISTENCIA A KABULREUTERS/StringerREUTERS/Stringer

Después de casi veinte años de guerra, el pasado 15 de agosto los combatientes talibanes entraron a Kabul sin encontrar resistencia. La toma de la capital coincidió con la huida del depuesto presidente afgano, Ashraf Ghani, que se exilió a Emiratos Árabes Unidos para, según él, evitar un baño de sangre en la ciudad.

La toma de Kabul era el culmen de casi dos semanas de conquistas sucesivas de la mayoría de las 34 capitales provinciales afganas, y coincidió con la fase final de la retirada de las tropas extranjeras de Afganistán.PlayLos talibanes celebran la rápida victoria de su ofensiva en Afganistán

Sin embargo, nadie esperada la caída tan rápida de Kabul, e incluso cuando llegaron a sus puertas, los talibanes anunciaron que esperarían a una transferencia ordenada del poder. Pero los supuestos robos en la ciudad después de que las fuerzas de seguridad desertaran obligó a los islamistas a entrar, según su versión.

2. LAS EVACUACIONES

El regreso de los talibanes al poder desató el pánico entre funcionarios, académicos, periodistas y, sobre todo, aquellos que en las últimas dos décadas trabajaron para los países de la coalición que enviaron tropas a Afganistán para combatir a los insurgentes.

Comenzó entonces una carrera contra reloj en medio del caos para evacuar del país al mayor número posible de afganos.PlayEstampidas en el aeropuerto de Kabul

Miles de civiles, muchos de ellos sin documentos, se dirigieron al aeropuerto de Kabul con el objetivo de abandonar el país, provocando estampidas que se cobraron la vida de varias personas y dejando vídeos que dieron la vuelta al mundo de cientos de personas desesperadas intentando encaramarse a aviones estadounidenses.PlayAfganos intentan aferrarse a aviones y caen desde el aire

El 26 de agosto, un atentado suicida del grupo yihadista Estado Islámico (ISIS por sus siglas en inglés) en el aeropuerto de Kabul dejó al menos 170 muertos, además de decenas de heridos.Una de las imágenes icónicas, cuando soldados ayudan a un niño a traspasar el murro del aeropuerto (Sgt. Victor Mancilla/U.S. Marine Corps/Handout via REUTERS)Una de las imágenes icónicas, cuando soldados ayudan a un niño a traspasar el murro del aeropuerto (Sgt. Victor Mancilla/U.S. Marine Corps/Handout via REUTERS)

El ataque llegó justo antes del fin del periodo de gracia para las evacuaciones, cuando las puertas del aeropuerto se encontraban repletas de ciudadanos ansiosos por salir de Afganistán. El 31 de agosto era la fecha límite para la retirada total de EEUU.El general Chris Donahue, último soldado de EEUU en ser evacuado de Afganistán (XVIII Airborne Corps/Handout via REUTERS)El general Chris Donahue, último soldado de EEUU en ser evacuado de Afganistán (XVIII Airborne Corps/Handout via REUTERS)

3. LA SALIDA DE LAS TROPAS EXTRANJERAS

Poco antes de la medianoche del 31 de agosto, Estados Unidos puso fin a la guerra más larga de su historia y, al mismo tiempo, a las evacuaciones formales, con el despegue del último avión militar estadounidense desde el Aeropuerto Internacional Hamid Karzai.

Una partida que desató la euforia entre los talibanes, que festejaron el momento histórico con ráfagas de disparos al aire que causaron pánico entre la población civil.FOTO DE ARCHIVO: Hombres se preparan para la defensa contra los talibanes en Panjshir, Afganistán, 22 de agosto de 2021. Fotografía tomada el 22 de agosto de 2021. Agencia de noticias Aamaj vía REUTERS / Foto de archivoFOTO DE ARCHIVO: Hombres se preparan para la defensa contra los talibanes en Panjshir, Afganistán, 22 de agosto de 2021. Fotografía tomada el 22 de agosto de 2021. Agencia de noticias Aamaj vía REUTERS / Foto de archivo

Los fundamentalistas celebraron entonces la “independencia de las fuerzas extranjeras”. El último reducto de resistencia en la norteña región de Panjshir, la única de las 34 provincias que no se encontraba entonces bajo control de los islamistas, no tardó en caer una semana después.

4. NUEVO GOBIERNO

Los talibanes nombraron un nuevo Gobierno interino el pasado 7 de septiembre, poniendo fin a semanas de incertidumbre tras la captura de Kabul.PlayTalibanes en el Parlamento de Afganistán

Con el relativamente desconocido mulá Hassan Akhund a la cabeza del país, la formación desveló un Ejecutivo compuesto únicamente de fundamentalistas y miembros de la vieja guardia, sin presencia de mujeres ni de representantes de la oposición.

Además, numerosos miembros figuran en la lista negra de Naciones Unidas.Multitud lleva ataúdes improvisados envueltos en banderas de la OTAN, Estados Unidos y la Union Jack durante un funeral simulado en una calle de Khost, Afganistán, el 31 de agosto de 2021, en esta captura de pantalla obtenida de un video de una red social. ZHMAN TV / via REUTERS Multitud lleva ataúdes improvisados envueltos en banderas de la OTAN, Estados Unidos y la Union Jack durante un funeral simulado en una calle de Khost, Afganistán, el 31 de agosto de 2021, en esta captura de pantalla obtenida de un video de una red social. ZHMAN TV / via REUTERS

5. LA CRISIS HUMANITARIA

La conquista del poder de los talibanes conllevó la suspensión inmediata de los fondos de la comunidad internacional, que suponían alrededor del 43 % del PIB anual del país, profundizando la crisis económica y humanitaria, con millones de desplazados tanto internos como en el extranjero.

Para mediados de 2022, hasta un 97 % de la población de Afganistán puede haber caído en la pobreza, ha advertido la ONU, que el pasado lunes consiguió la promesa de más de mil millones de dólares de la comunidad internacional.Paula Bronstein, para Time Lightbox / Pulitzer Center For Crisis Reporting / Cortesía de World Press Photo Foundation / Folleto a través de REUTERSPaula Bronstein, para Time Lightbox / Pulitzer Center For Crisis Reporting / Cortesía de World Press Photo Foundation / Folleto a través de REUTERS

Los talibanes han visto en este influjo de ayuda un paso positivo, al tiempo que han multiplicado las reuniones para buscar reconocimiento internacional y prevenir el aislamiento del país.

(con información de EFE)