Celulares con una semana de batería, la última promesa de IBM y Samsung

101

Los gigantes tecnológicos se unieron para crear los chips más avanzados de la actualidad.

Los gigantes de la tecnología IBM y Samsung se unieron para resolver uno de los pedidos recurrentes entre los usuarios de teléfonos celulares: extender con una sola carga la autonomía de las baterías hasta por lo menos una semana.

Este martes anunciaron un importante avance en el diseño de semiconductores que debería reemplazar a la actual tecnología FinFET que se usa en algunos de los chips más avanzados de la actualidad.

Según esta innovación tecnológica, esto permitiría la creación de chips con una densidad de transistores mayor que la actual.

Según un artículo de The Verge, este nuevo diseño “apilaría los transistores verticalmente, lo que permitiría que la corriente fluyera hacia arriba y hacia abajo de la pila de transistores en lugar de la disposición horizontal de lado a lado que se utiliza actualmente en la mayoría de los chips”.

Tanto IBM como Samsung aseguran que estos chips podrían ofrecer una mejora del doble de rendimiento o una reducción de 85 por ciento del uso de energía si se compara con los diseños FinFET.

Una de las aplicaciones más destacadas de esta nueva estructura de semiconductores es que podría hacer que las baterías de los teléfonos celulares duren más de una semana sin cargarse.

Esto también podría resultar práctico en la minería de criptomonedas o en el cifrado de datos que requiere menos energía. También podría ayudar en el desarrollo de naves espaciales más potentes.

Por el momento esta nueva tecnología recién ha sido anunciada, por lo que se ignora cuándo Samsung e IBM podrían comenzar a desarrollar estos nuevos chips de manera masiva para luego distribuirlos.

Consejos para cuidar tu batería

La pantalla es muy importante en un smartphone, tiene cualidades que necesitan consumir más batería. Para eso puede ser beneficioso ajustar el brillo de la pantalla de acuerdo con la iluminación que necesites en el momento, más allá que la mayoría de los dispositivos cuentan con ajuste automático de brillo que logra adecuarlo a la luz ambiente.

Además, se recomienda activar la suspensión de la pantalla a los pocos segundos en que lo dejás de usar.

Otro dato a tener en cuenta para prolongar la carga de tu celular está en el sistema operativo, que siempre debe estar actualizado a la última versión. Las actualizaciones son aquello que te permitirá disfrutar de los últimos avances de usabilidad introducidos, por ejemplo: una mejor seguridad o aprovechar las mejoras en rendimiento y uso de la batería.Lo ideal es mantener la batería entre un 40% y 80% de la carga. Crédito pxhere.com

Lo ideal es mantener la batería entre un 40% y 80% de la carga. Crédito pxhere.com

La mayoría de las aplicaciones, incluso cuando no se las utiliza, están consumiendo recursos en segundo plano y, por lo tanto, también batería. Eso es algo normal y beneficioso en muchos casos. El problema viene cuando no se usan y finalmente consumen energía.

Utilizá la función ahorro de batería, manual o automáticamente a partir de 15% o 5% de batería también resulta efectiva para cuidar la salud de la batería.

Los desarrolladores incluyeron una funcionalidad específica que cuando se acciona genera que se limite la transmisión de datos y sincronización de aplicaciones en segundo plano, mismas que podrán activarse exclusivamente al momento en que lo necesitemos y abramos estas apps.Iphone cargando. Foto: Shutterstock

Iphone cargando. Foto: Shutterstock

A estas recomendaciones hay que sumarles la limitación de la vibración durante el tecleo, las llamadas entrantes o alarmas, así como optimizar los recursos gráficos y de procesamiento para que tu batería esté lista si la necesitás en una emergencia.

También hay que eliminar widgets innecesarios. Al igual que las apps también necesitan de energía para seguir ofreciendo un fácil acceso a tus apps favoritas, estas normalmente consumen más procesamiento pues, por su naturaleza, siempre están disponibles y actualizadas.

Dato al margen para los más cuidadosos: tratá de utilizar el GPS al mínimo o apaga el wifi y/o bluetooth cuando no lo uses.

Con desactivar la geolocalización favorecerás la disminución de consumo si es que no la necesitás. Lo mismo ocurre cuando el teléfono transmite datos mediante Wi-Fi ya que, en muchas ocasiones, la disponibilidad de la red y la intensidad de la señal acortan su rendimiento diario.

Una vez que terminemos de usar cualquiera de estas funciones y no necesitemos una señal de Wi-Fi, se sugiere apagarlo si no lo utilizas por un tiempo prolongado.

Por último, los fabricantes de celulares suelen recomendar utilizar el cargador que viene incluido en la caja. Es importante utilizar el original que te ofrece el fabricante, porque fue diseñado y certificado en cada país para brindar la energía que requiere el producto y modelo específico.

También procurá desenchufar el cargador una vez que esté 100% cargada para evitar su consumo de la red eléctrica y algún probable sobrecalentamiento.