A un mes del hecho, el playero agredido sigue internado y sin reconocer a su familia

190

A horas de que se cumpla un mes del hecho, el playero que fue brutalmente agredido por un adolescente de 17 años continúa internado y tiene dificultad para reconocer a su familia.

El playero agredido por un adolescente continúa internado y aunque mostró algunas mejorías, aún no puede reconocer a su familia.El último 19 de noviembre, impactó al país el caso de Arturo López, un playero que fue agredido brutalmente por un adolescente de 17 años, luego de que el agresor encontró el auto rayado. La víctima debió ser hospitalizada en terapia intensiva y a un mes del hecho aún continúa internado.

Una de las hijas del playero habló del estado de su padre y sobre el avance de la causa judicial. “El agresor sigue prófugo, es bastante difícil para nosotras todo esto. Tiene una familia cómplice, tiene un círculo íntimo que lo ampara y lo ayuda para que la ley no lo llegue a detener”, aseguró Florencia López en diálogo con C5N.

El agresor tiene una orden de detención y aún no se lo pudo ubicar. Los cargos que podría enfrentar son “lesiones graves, gravísimas o tentativa de homicidio”.En esa misma línea, Florencia aseguró que su papá “está avanzando de a poquito”, pero que “la mejoría es más notoria a nivel clínico que neurológico”.“No podemos mantener una conversación con él y todavía no nos termina de reconocer. Es bastante difícil para nosotras todo esto”, agregó en esa misma línea.Por otro lado, también criticó el accionar de la Justicia para intentar encontrar al joven prófugo: “Nunca se ofreció una recompensa para lograr la detención del prófugo y se denegó el permiso para difundir por los medios el rostro del adolescente porque es menor de edad”.“El está en libertad mientras mi papa está tratando de recuperarse, es muy difícil vivir así”, concluyó la hija de la víctima, visiblemente molesta por la situación.

El agresor tiene una orden de detención y aún no se lo pudo ubicar. Los cargos que podría enfrentar son “lesiones graves, gravísimas o tentativa de homicidio”.En esa misma línea, Florencia aseguró que su papá “está avanzando de a poquito”, pero que “la mejoría es más notoria a nivel clínico que neurológico”.“No podemos mantener una conversación con él y todavía no nos termina de reconocer. Es bastante difícil para nosotras todo esto”, agregó en esa misma línea.Por otro lado, también criticó el accionar de la Justicia para intentar encontrar al joven prófugo: “Nunca se ofreció una recompensa para lograr la detención del prófugo y se denegó el permiso para difundir por los medios el rostro del adolescente porque es menor de edad”.“El está en libertad mientras mi papa está tratando de recuperarse, es muy difícil vivir así”, concluyó la hija de la víctima, visiblemente molesta por la situación.